jueves, 26 de junio de 2008

Cuando el colectivo prima sobre las individualidades


Hemos tenido que esperar mucho tiempo, pero como se suele decir, la espera ha merecido la pena. Meses antes de la Eurocopa de Austria y Suiza, 'el Sabio de Hortaleza' ya lo advertía: "Confío en mi equipo para hacer algo grande". Nadie le hacía caso y a todo el mundo le eran indiferentes sus declaraciones, incluso al que escribe estas líneas. Para más inri, la lista de convocados creaba polémica. Raúl si, Raúl no, Raúl si... ¿Ahora quién se acuerda del '7' merengue?

Llega el momento de reconocer la extraordinaria labor llevada a cabo por Luis. Ha sabido trabajar a la perfección con un grupo que se ha mostrado durante el campeonato muy unido. Donde la colectividad ha estado por encima de las individualidades. Pero insisto un trabajo admirable que le ha costado enfrentamientos contra la prensa y las críticas de los aficionados.
Una selección que recurriendo al tiqui-taca ha dado lo mejor de sí mismo. Un conjunto maravilloso y que como suele decir 'Zapatones' encandila a los futboleros y a los que no lo son, porque el juego de nuestro combinado nacional atrae la atención de aquellos que nunca han tocado un balón o a los que ni entienden lo que es un fuera de juego.

Toda España tiene a estas alturas "el culo pelao" por la simple razón de sentarse frente al televisor para ver los partidos de su selección y quedarse con ganas de más. Porque insisto durante la Eurocopa se ha visto un juego impecable y espectacular. Consecuencia de ello, la seguridad que ha transmitido en estos partidos de cara al resultado final del mismo.


España ha sabido jugar de forma excelente, se le han presentado todas las situaciones que se le podían plantear y todas ellas las ha resuelto extraordinariamente. El partido de estreno frente a la Rusia de Hiddink reflejó un claro resultado (4-1); el segundo invite frente a los suecos puso por delante a los de Aragonés y seguidamente empataron los vikingos, pero 'El Güaje' mandó a la red el 2-1 en el último minuto. La conclusión de la fase de grupos llegó con un intrascendental España-Grecia en la que se adelantaron los helenos pero la furia española acabó mandando por 2-1. Llegado a este punto, los nuestros ponían los pies en Cuartos de Final. El rival, la Italia de Toni. Tras un frenético partido todo se resolvió en la tanda de penaltis donde surgió la figura del Santo, es decir de San Iker. La ilusión se desataba en todos los rincones del país. Y ayer llegó la temida Semifinal, ¿contra quién?, contra los rusos de nuevo. La segunda parte dejó testimonio de que la Selección Española ha sido la que mejor fútbol ha practicado del campeonato. Xavi, Güiza y Silva fueron los encargados de que en el marcador campease al final un claro 0-3. ¡Mágnifico!, ¡bellísimo!, ¡qué clase!, todos estos calificativos a buen seguro que emanaron de numerosos aficionados. Pero todo no podía ser de cuento. Todas las historias tienen algo malo aunque sea mínimo. La nota aciaga la puso la lesión de Villa, quien no podrá actuar en la Final
versus Alemania.

¡Menudo paralelismo! Si te soy sincero soy optimista. Te lo explico. Un 1 de septiembre de 2006 un equipo muy unido y conformado por grandes amigos, donde el grupo primaba sobre las individualidades, certificaba su pase a la Final del Campeonato del Mundo. Precisamente, en ese encuentro frente a una todopoderosa Argentina uno de los componentes del combinado nacional caía lesionado, hablo de Pau Gasol. Dos días después, 3 de septiembre de 2006, llegaba la finalísima frente a una aguerrida Grecia. Para la ocasión, Gasol no llegó a tiempo. El grupo se unió para hacer frente a la adversidad y la motivación del equipo fue total. El resultado, ya lo saben, la Selección Española de Baloncesto se proclamó campeona del Mundo de Baloncesto en Japón, al frente un gran tipo, Jose Vicente Hernández quien supo guiar a un gran grupo. Gracias Pepu.

Si todo esto se traduce a la actual situación, la Selección Española de Fútbol ha conseguido el billete a la final de la Eurocopa, frente a la Alemania de los Ballack y Podolski. 'El Güaje' Villa no podrá formar parte del once nacional. Y Luis Aragonés ha sabido conformar un grupo en el que prima un ambiente envidiable. Creo que todo esta dicho. Ya no son sueños...¡PODEMOS!

No hay comentarios: