martes, 10 de noviembre de 2009

Homenaje al que fuera decano de las letras hispanas

Hace una semana se apagó la voz de Francisco Ayala. Pese a que ya contaba con 103 años y se intuía cada vez más cerca su fallecimiento, cuesta aún pensar que se ha marchado para siempre. Testigo de todo un siglo, el que fuera miembro de la Real Academia de las Letras nos deja una gran herencia. Como homenaje a este célebre granadino y contribución a la difusión de su extensa obra va dedicado este artículo con valiosos contenidos audiovisuales.






No hay comentarios: